24 de septiembre de 2008

** NUESTRA BODA ¡ VAYA VIAJE DE NOVIOS !**

NUESTRA BODA
El pasado día 5 de Septiembre, a las 12 del mediodía contrajimos matrimonio en el Juzgado de la Plaza del Pilar en Zaragoza.
José Antonio llevaba ya unas semanas con sus habituales lumbalgias, no obstante pudo soportar bien los 10 minutos que duró la ceremonia y el cuarto de hora de la sesión fotográfica.
A la una, junto con nuestros familiares mas allegados, haciendo un total de 10 personas fuimos a comer al restaurante Trier, situado afortunadamente frente al Hospital Nuestra Señora de Gracia, al cual tuvimos que acudir para que le atendieran de urgencia a mitad de la comida dejando abandonados a los invitados un largo rato.

En el hospital le inyectaron un analgésico y volvimos a reunirnos con nuestros familiares, terminamos de comer y tomamos juntos los postres. Después tomamos en "La Tierra" un café y unos licores... y para casa.



Al día siguiente partíamos en coche hasta Madrid para el 7 poder tomar el avión hasta París y pasar allí nuestra luna de miel. No hicimos mas que coger el coche y Josan sintió un dolor insoportable por el cual lo tuve que llevar a Urgencias para que le volvieran a pinchar, esta vez analgésicos y cortisona. Me dieron inyectables de Nolotil y voltaren para que le fuera poniendo cada 8 horas y valium además de un informe para el avión ya que teníamos que transportar medicamentos.
Aun así nos fuimos a Madrid, conduje yo, con mucho miedo porque el coche de José Antonio es de cambio manual y yo no he llevado coches mas que automáticos. Llegamos bien y dormimos en casa de unos tíos que nos habían dejado las llaves de su casa. Dejamos nuestro coche aparcado en una calle de Madrid.
El 7 por la mañana partimos en taxi a Barajas y allí después de facturar tuvimos que llevar a José Antonio en silla de ruedas hasta el avión. Pensábamos que en dos o tres días estaría en mejores condiciones y podríamos disfrutar de nuestro viaje.

En Orly lo recogieron con silla de ruedas y nos llevaron a nuestro Hotel en coche. Y desde entonces no volvió a ver la calle, tan solo por la ventana de nuestra habitación.

Por la mañana yo bajaba a desayunar y le subía el petit deyuner a la habitación, le pinchaba el voltaren y el nolotil, se tomaba el valium y entonces yo me marchaba a ver algo de Paris.

Luego volvía, buscaba algo de comer por ahí, un día comida china, otro hamburguesa, otro pizza. Damos las gracias porque teníamos un mercado en la misma calle y podíamos comprar fruta, embutido y quesos. Al lado del hotel teníamos dos boulangeries estupendas en las que compraba pan, bocadillos y pasteles.
Comíamos juntos, le volvía a pinchar la medicación y me volvía a marchar, ya que era una lástima estar en París y no verlo.



Así que con mi mochila, los planos de París y el de las lineas del metro me recorrí un montón de calles, plazas, monumentos, parques, iglesias, etc.
El primer día que cogí el metro lo hice en dirección contraria, pero se solucionó fácilmente en la siguiente parada. (Mi ciudad no tiene metro).

París es una maravilla porque allá donde mires hay algo precioso para ver y admirar.






Cada vez que veía a algún turista español haciendo fotografías le pedía por favor que me hiciera una, para por lo menos, tener un recuerdo de la visita a esta bellísima ciudad.





Pude hacer muchas fotografías, aquí va una pequeña muestra.
Este es el Palacio de la Opera




La cúpula de las Galeries Lafayette



Montmatre con su plaza repleta de artistas empeñados en hacerte un retrato rápido o una caricatura.




La Basilica de Sacré Coeur
Al día siguiente lo visitó el Papa.




El arco del Triunfo.

Casi me da un infarto por el camino, creía que no iba a llegar nunca. ¡Mira que son largos los Campos Eliseos y la avenida...! Sobretodo si partes de El Louvre...
Llegué con ampollas en las plantas de los pies.

A la vuelta al hotel, lo mismo buscar cena y cenar juntitos en la cama. Luego nuevo "banderillazo" y a dormir.


El Louvre y sus pirámides de cristal.
No lo pude ver por dentro.

De todos modos este ajetreado viaje nos ha servido para que la próxima visita que hagamos a esta ciudad sea mas provechoso, ya que domino el metro, se rutas y como planificarlas. Para el verano del próximo año tenemos intención de volver y disfrutarlo juntos.
Tuvimos que reclamar asistencia a domicilio en el Hotel, ajustaron el tratamiento, mas o menos lo mismo pero con otro nombre.
Y como vimos que Josan no mejoraba nos decidimos a ponernos en contacto con la agencia de viajes, para que a través del seguro de viaje nos trasladaran antes de tiempo a Zaragoza.

El viaje de vuelta lo hicimos en ambulancia desde París directos a Zaragoza, dos días antes de la cuenta. Unos días después tuve que ir a Madrid en autobús para poder recoger nuestro coche y traerlo a Zaragoza.

Josan todavía sigue de reposo en cama con mucha medicación.

Todos esperamos que se reponga pronto, aunque el traumatólogo que le ha visto en Zaragoza nos ha dicho que tiene para tres meses por lo menos.

Ya veis que viaje de novios mas fantástico hemos tenido....

Marisa

3 comentarios:

Ligia dijo...

Ay, mi niña Marisa, ya estaba extrañada. Qué pena de viaje, pero qué decidida eres. Yo me parece que no hubiera sido capaz y lo hubiera suspendido. Y el pobre José Antonio sí que lo ha tenido que pasar mal, no sólo por sus dolores, sino por estar allí sin poder ver nada. París es una ciudad preciosa que merece la pena que vuelvan el próximo año y la disfruten juntos. Espero que se reponga pronto y bienvenida... y felicidades. Abrazos

Carlos Labarta dijo...

Mi más sincera enhorabuena... Es verdad que yo también estaba extrañado. Pero me imaginaba que sería por una causa feliz. Me alegro mucho por ti y por tu recién estrenado marido, al menos como marido.. Je,je!
Lamento que fuera desde el comienzo un tanto atropellada... Esos viajes que salen así, hay que repetirlos para darles un nuevo y mejor sabor... Almenos también fue una experiencia que con el tiempo seguro recordais ambos conuna sonrisa... En fin, todo sirve de algo y para algo mejor...
Lo dichop, que me alegro un montonazo y que todo vaya bien... Espero que tu marido esté mejor y quer sigáis siendoigual de felices que hasta ahora...
Por cierto... decirte que me he acordado de ti porque también en este mes he estado viajando a zaragoza. Hasta en 2 ocasiones...Expo y bautizo de una nueva mañica en Ciudad Jardín... Comimos enla Bodega de Chema en la calle Latassa, un lugar sencillo con una comidica inmejorable...
Zaragoza está preciosa, maravillosa y casi me echo a llorar ahora que estoy de nuevo lejos... Echo de menos mis mañicos, disfrutar de lo que siempre ha sido la ciudad y sus lugares y de lo guapa y lozana que se nos ha venido a poner en tan poquico tiempo... Bueno, que me emociono.. Un besico y hala, que ya nos iremos viendo, maja...
Je!

Anónimo dijo...

Muchas gracias, amigos Ligia y Carlos, por vuestras felicitaciones y ese ánimo que me envíais. Hoy hemos sabido que Josan tiene afectadas las lumbares 4 y 5 y el sacro, con sus correspondientes hernias discales, le han prescrito 3 semanas + de reposo y medicación y luego al hospital, seguramente a quirófano. Ya veremos.
Un beso enorme para los dos.
Marisa